Cuido de seres ilimitados

Publicado por Etna Martínez Duarte en

Cuido de unos seres i-ilimitados
Eso, en mi cuento, significa
Que no les ponemos límites
Les decimos que sí
Les decimos que no

Permitimos
Cortamos

Les argumentamos
A veces no toleramos

Nos gustan
O disgustan
Ciertas acciones

Y todo sin coherencia

Todo a través de la espontaneidad
De relacionarnos sin estrecheces
Sin deberes

No es fácil
Pero es poderoso
A veces es cuesta arriba
Y luego la magia
Teje en los rincones

IMG_20190331_000833_281

Cuido de unos seres
Que se gestionan
Que nos piden
Que se enfadan
Que nunca tienen bastante

Y siempre tienen la capacidad de escuchar
De razonar
Y entrar en razones de otros

Si tienen sentido para ellos

Los límites
Son la frontera entre tú y yo

Podemos bailar
Al son de pito

O elegir la canción
Que nos trans-porta

#ululabaalaluna

 

Por cierto que no creo en el concepto límites como parte de la crianza y la educación.  Creo que es un concepto que no recoge lo esencial.

Para mi forma de verlo, hablar de límites, como si fueran algo en sí mismo, carece de valor.

Para que un niño crezca consciente del entorno no hace falta que le pongan los «límites». Que, por otro lado, ni se sabe lo que son.

Creo que hablar de límites en la crianza y la educación es como fijarse en la línea que separa al ying-yang y omitir lo importante.

En la educación , en la crianza, lo importante es la relación.

En cualquier relación, los límites son lo secundario. La zona  limítrofe entre tú  y yo. Eso no es lo esencial. Lo esencial somos tú-y-yo. Un tú y un yo que se relacionan. Y la zona limítrofe es tanto lo que les separa, como lo que les une.

Es la relación la que permite el movimiento entre tú-y-yo/yo-y-tú

Si la relación está firmemente tejida, si es consistente, no hace falta hablar de límites.  Basta con dejarnos expresar, sentir y comunicar en cada momento. Lo mismo que dejar al otro expresar, sentir y comunicar.

Me parece que en una relación de pareja nunca se le preguntaría a alguien si le pone limites a su compañerx. Es algo que carece de importancia. De sentido. NO ES FUNDAMENTAL. En cambio le preguntarías cómo se siente . Qué necesita. Qué quiere del otro.

Hablar de límites es algo intangible. Sin carne. Lo fundamental es el amor. Es el compartirnos con todo lo que somos y lo que llevamos.

Es dejarnos ser mientras dejamos ser al otro. Es encontrar nuestro lugar mientras, sl mismo tiempo, el otro está acomodándose en el suyo.

Porque los límites es sólo donde acabo yo y empiezas tú.  Y a la inversa.

 

 

Un abrazo inmenso!!!

 


0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Visit Us On InstagramVisit Us On FacebookVisit Us On Youtube