Me harté de mi niña y de mi herida (y las mandé a la mierda)

Publicado por Etna Martínez Duarte en

No
No creo en el niño herido

Creo en las heridas
Creo que existe un dolor

Creo que ese dolor
No se cura
Porque no hay nada que sanar

Porque lo único que podemos hacer
Con nuestras heridas


Es aprender

No sanar


Me perdí buscando una niña

Y lo único que había
Era una adulta recelosa
Frustrada
Incapaz de mirar su presente
Porque toda su energía
Estaba anclada
En el pasado

Como si el pasado aún existiera

Pero el pasado no existe
Sólo se percibe
A través del velo que se rasga
En la única vivencia posible

Que es el presente



Me perdí buscando una niña herida

Y sólo encontré una adulta
Lamentando el dolor del pasado
Abrazando una víctima
Que no es víctima

Tan sólo viviente
Tan sólo un ser humano
Incapaz de aprender
De su experiencia


Astiada de ahogarme en la niña
Y en la herida

Dejé de buscar esa niña
Y esa herida

Y sólo encontré la trascendencia
Embriagándome del presente

Dejándome ser

Asumiendo mi fuerza
Liberando mi rabia
Conociendo mi brillo
Asumiendo mi vulnerabilidad

A partir de entonces
Ni creo en mi niña
Ni creo en la tuya

Sólo creo
En mí
Y en tí


#ululabaalaluna



Categorías: Uncategorized

0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Visit Us On InstagramVisit Us On FacebookVisit Us On Youtube